Relaciones Cuba USA

Cuando Jimmy Carter en 1980 se enfrento a los hechos de la Embajada del Perú en Cuba, nunca pensó en la magnitud del evento, y abrió los brazos a todos los enviados por Cuba “buenos y malos”.

Gracias a ese gesto mas de 130,000 Cubanos pisaron tierras de Libertad sin mas tramite legal que un bote, unos de gratis y otros pagando sus familiares desde aquí, hecho que se repitió en el 1994.

Al tomar Ronald Reagan las riendas del poder de esta gran nación (lo considero el mejor presidente de todos, de Eisenhower hacia acá; mi opinión), se encontró muchos problemas muy mal manejados por la anterior administración, entre otros los rehenes en Teherán, Irán. Donde se anotó un gran triunfo y gano respeto perdido por USA.

Además de otros problemas y es el punto de este post, tenia latente el problema de Cuba, que no era tan fácil resolver por la cercanía, de costas para uso de armas poderosas de exterminio y por supuesto por el acuerdo Kennedy-Krushev, que siempre amarró las manos de todos los presidentes Norteamericanos.
Pues bien ni corto ni perezoso, el Señor Reagan envió a México al   Secretario de Estado Alexander Haig, para reunirse con  Carlos Rafael Rodríguez,

Carlos Rafael Rodriguez

vicepresidente del gobierno de Fidel Castro, la cual tuvo lugar en Ciudad México el 23 de noviembre de 1981, en secreto, para tratar de restablecer las relaciones diplomáticas con Cuba.
De todos es sabido que a Fidel Castro nunca le ha intereso ese ni ningún otro acuerdo que le quitara el MEA CULPA de todos sus problemas, y además sabiendo lo del acuerdo Kennedy-Krushev y viendo que Reagan quería negociar pensaría:
“ahora si tengo el sartén por el mango”  

                               
“Es un hecho poco conocido que desde cuando el gobierno de Eisenhower , en Diciembre de 1960 fue autorizado por el Congreso para Embargar a Cuba, Y Kennedy lo oficializo en el 1961, cada presidente de USA ha participado en alguna forma de diálogo con Fidel Castro, a excepción de George W. Bush”, escribe Kornbluh con William LeoGrande, en el amplio artículo Hablando con Castro, en el numero más reciente (febrero) de la revista Cigar Aficionado.
El presidente Obama lo logra no por ser Demócrata, no por ser negro, no por ser un presidente que no les gusta a los Cubanos de Miami y por ende no les tiene que pedir permiso, lo logra por que Fidel Castro ya no determina para nada en las decisiones de Cuba, si estuviera en uso de sus facultades, ni Obama, ni el Papa, ni Tamakum lo hubieran logrado, tan sencillo como eso, fue Raúl, que lo que esta es loco por soltar esa papa caliente e irse a vivir de sus millones en algún lugar del planeta.
Que hubo un cambio por espías, bueno eso es tema de otro post, y te aseguro que salimos ganando soltando esa crápula y trayendo a un inocente, la vida de un inocente vale mas que las de cien culpables, y si ese inocente fuera tu familiar lo hubieras hecho igual, reconócelo.

© 2015, Godoy. All rights reserved.

0

Author: Godoy

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.